oilwatchlogo
 
Inicio   |   Contactar   |   Buscador
Suscríbete al RSS feed o a nuestra lista de correo
 
ECUADOR - El 99% de ingresos extras por altos precios de crudo al Fisco Imprimir E-mail
Viernes, 05 de Octubre de 2007 13:14
ECUADOR - El 99% de ingresos extras por altos precios de crudo al Fisco

EL COMERCIO
Reds.  Política y Negocios

El presidente Rafael Correa, de manera sorpresiva, elevó  ayer al 99%  la participación del Estado en las ganancias  por el precio  extraordinario del crudo.

La decisión se tomó vía  Decreto Ejecutivo. El documento  reformula el art. 2 del Reglamento de Aplicación de la Ley 42, conocida como 50/50 que establecía que: “La participación del Estado en los excedentes de los precios de venta de petróleo no pactados o no previstos en los contratos de participación... corresponde al menos al 50 %”.
60 mil barriles
es  la participación estatal  por día en la producción privada

En su lugar, el Mandatario ordenó a las privadas el pago del  99% de las ganancias extras por precio de crudo.   El Presidente calificó esa decisión de “justa y constitucional”.

Con ello, el Gobierno aspira a recaudar USD 700 millones  por año, dijo el titular de Petróleos, Galo Chiriboga.

Con la distribución equitativa (50/50) el Fisco recaudó cerca de  USD 200 millones en el primer año de vigencia  de la Ley.

¿Cómo se definen los ingresos extraordinarios? El Gobierno dejó de lado el tema de producción y apuntó una  fórmula  más sencilla.
 
Al momento de la firma de los contratos, se fijó un precio  de referencia que está en el orden de los  USD 17 por barril, en promedio. A esa cifra se suma  un reajuste anual de acuerdo a la inflación estadounidense, con lo que el precio por barril llega a los USD 24 para las petroleras  privadas.

Esa es la línea base. Pero por el momento el precio de exportación del crudo ecuatoriano bordea los USD 64 por barril. La diferencia entre este precio y el pactado en los contratos (USD 24) se dividía: 50% para el Estado y 50% para las compañías, hoy será del 99% y  1%, respectivamente.

La decisión también se da en medio de la intención de cuatro compañías de renegociar sus contratos. Pero los diálogos siguen abiertos, dijo  Chiriboga, quien  descartó que las compañías foráneas decidan salir del país.

Su razonamiento es que los contratos de participación que suscribieron con el Estado ya eran rentables para las empresas antes de que se dé la escalada del precio del petróleo, generado por el aumento del consumo, así como el conflicto en el Golfo Pérsico.

El funcionario descartó que el trasfondo de la reforma  sea estatizar los campos petroleros a cargo de las privadas. “De no estar de acuerdo las compañías se puede hablar de una reformulación a la modalidad contractual”.

 El funcionario explicó que las compañías que no estén de acuerdo con la nueva fórmula pueden optar por un contrato de servicios, donde el Estado reconoce las inversiones efectuadas a las compañías y recibe la producción.

Según Alexis Mera, subsecretario jurídico de la Presidencia, el Jefe de Estado tiene la potestad legal de fijar el nuevo porcentaje de reparto, ya que la Ley Reformatoria de Hidrocarburos dispone que el Presidente es quien fija los porcentajes a través del reglamento.
En una ceremonia realizada en el Salón Amarillo, el presidente Correa justificó la decisión.

Con la presencia del ministro de Petróleos, Galo Chiriboga; el titular de Petroecuador, Carlos Pareja, y el procurador Xavier Garaicoa, el Mandatario  recordó que la  Constitución señala que los recursos naturales son del Estado.

Por ello, dijo que la explotación petrolera debe realizarse en “función de los intereses nacionales”.

Chiriboga agregó que desde el próximo lunes  se reunirá con las empresas petroleras privadas para establecer la nueva política petrolera en el país. 

Según el Ministerio de Energía, el Estado tiene suscritos un total de 20 contratos con compañías extranjeras en las modalidades  de participación, prestación de servicios y marginales.

La participación en producción y la renta petrolera, argumento con el que las privadas defienden que la actual participación del Estado bordea el 70%, es un tema que deberá analizarse, acotó. 

Hasta el cierre de la edición no fue posible obtener una versión de los representantes de las compañías privadas sobre el tema.

Los contratos

City Oriente suscribió  el contrato de participación en el bloque 27 el 29 de marzo de 1995 y está vigente hasta diciembre del 2021. La firma  demandó  en el Ciadi al país por considerar que la  Ley 50/50 atenta sus inversiones.

Ecuador TLC (Petrobras)  a cargo del bloque 18 y campo Palo Azul, suscribió el contrato de participación el 19 de diciembre de 1995 y está vigente hasta el 2022.

Petrobras (bloque 31)  suscribió el contrato en julio de 1996 y rige hasta el 2024, pero aún no inicia la producción.

Repsol YPF firmó  su contrato en diciembre de 1996 y rige hasta enero del 2012.

CNPC (bloque 11) firmó  el contrato de participación en enero de 1995 y finaliza el 16 de noviembre del 2021.

Andes Petroleum (Tarapoa)  su contrato firmado en 1995 vence en agosto del 2015.

 Petroriental  opera los   bloques 14 y 17;  sus contratos vencen en el  2012 y 2018,  respectivamente.

Canadá Grande (bloque 1)  firmó en 1996 y vence en el 2015, Perenco (bloque 17) firmó en el 2000 y vence en el 2010.