oilwatchlogo
 
Inicio   |   Contactar   |   Buscador
Suscríbete al RSS feed o a nuestra lista de correo
 
COLOMBIA - Oposición campesina haría inviable exploración de petróleo en Las Ceibas Imprimir E-mail
Petróleo en Latinoamerica - Colombia
Lunes, 21 de Abril de 2014 12:38

DH

COL1Comunidad campesina del corregimiento Río Ceibas no permitirá ser llamada a engaño en reuniones con la petrolera Alange Energy, dijo líder de Asociación de Juntas Comunales al reiterar su invitación a la defensa de la cuenca hidrográfica desde lo técnico y lo jurídico.

Los campesinos del corregimiento Río Ceibas de Neiva no deben ser llamados a engaño para la socialización de los estudios de sísmica que la compañía Alange Energy debe realizar previa la exploración de hidrocarburos en un área de 1035 hectáreas de la cuenca del río del mismo nombre, concedida mediante contrato por el Gobierno Nacional a través de la Agencia Nacional de Hidrocarburos -ANH.

 

Así lo considera Ílder Hernán Vidal, presidente de la Asociación de Juntas Comunales de dicho corregimiento, ante la manera de proceder de las petroleras en las socializaciones.

"En mayo del año pasado la compañía llegó a las veredas con el cuento de socializar la explotación petrolera en la cuenca del río Las Ceibas. Lo hicieron muy calladamente, primero en las veredas Ceibas Afuera, Platanillal y Floragaita. Luego debían llevar a cabo el proceso en las veredas Los Cauchos y El Vergel".

Invitado por la junta comunal estuvo presente en la reunión en Los Cauchos donde se enteró de que la compañía terminaría pronto la socialización. "Quedé sorprendido porque cuando lo iban a socializar ya habían hecho la mitad del trabajo. Lo estaban terminando. Pensaban acabarlo en dos días".

Entonces María Elsy Bonilla y Audelina Espinosa, mujeres líderes campesinas reconocidas hoy en la zona por su gran valor cívico y social, enfrentaron a la multinacional y se opusieron a la explotación de petróleo en sus veredas, quedando así inconclusa la socialización.

De acuerdo con Ílder, la oposición de las líderes y el mensaje de doña Otilia, habitante de 80 años de edad, quien expresó allí mismo que quería que sus nietos bebieran agua, no petróleo, llevó a la Asociación de Juntas de Acción Comunal a promover un movimiento social en defensa de la cuenca del río Las Ceibas que dio origen al Comité Cívico, cuya labor se vio reflejada en la masiva marcha ciudadana realizada el pasado jueves 10 de abril, en la que participaron entre 18.000 y 20.000 ciudadanos.

 

Más allá de los acuerdos

Aquel día, al comenzar la marcha en la zona oriente, cerca de la Institución Educativa Normal Superior, el presidente de la Asociación de Institutores Huilenses y miembro del Comité Cívico Pro defensa de la cuenca del río Las Ceibas, José Luis Castellanos, reafirmó que la ejecución del contrato de concesión para la explotación de petróleo en la mencionada cuenca, depende más de la aceptación de los campesinos que de los acuerdos a que puedan llegar el Gobierno Nacional y la multinacional petrolera en próximos días, como lo han afirmado el gobernador del Huila, Carlos Mauricio Iriarte, y el alcalde de Neiva, Pedro Hernán Suárez, en declaraciones a la prensa, después de dos reuniones con representantes de la Agencia Nacional de Hidrocarburos.

Según Castellanos, la información fue revelada por el propio ministro de Minas y Energía, Amílcar Acosta Medina, en un debate en la Comisión Quinta de la Cámara, donde dijo que en Colombia no se puede iniciar ninguna explotación minera sin aprobación de las comunidades.

Con esta nueva información regresaron a sus parcelas los campesinos presentes en la marcha. Un centenar de ellos, de las 17 veredas del corregimiento Río Ceibas, coreó entre miles de participantes "Agua sí, petróleo no", en rechazo a la sísmica y a la exploración petrolera en la zona.

 

Dos licencias

El ministro Acosta Medina recordó en reciente columna en su página web, que desde que asumió la cartera de Minas y Energía ha sido reiterativo al indicar que las empresas para operar, además de la licencia ambiental y de tramitar las consultas previas cuando hay lugar a ellas, "deben contar con la licencia social, entendida esta como el asentimiento de las comunidades asentadas en el entorno en donde se desarrollan los proyectos".

La licencia social Asegura el ministro que la licencia social no cuenta con ninguna instancia de gobierno que la expida, ya que en Colombia no existe norma legal alguna que la sustente y que por lo tanto las empresas se la tienen que ganar a través de su Responsabilidad Social Empresarial (RSE), "que de ser algo voluntario pasó a ser un imperativo, a través de las buenas prácticas tanto en el plano operacional como en el social y ambiental".

"Sólo así se ganan la confianza de las comunidades", expresa Acosta, quien asegura que de lo que se trata es que hagan lo máximo posible por las comunidades y no solo lo mínimo necesario o limitarse a lo que exige la ley. "Para ello es menester que también se cuente con un plan de gestión social (PGS) y en ello estamos trabajando a todo vapor de la mano con las empresas. Esta Licencia, además de insalvable, es imprescindible, a riesgo de que los proyectos se puedan tornar inviables", dijo.

 

La Ambiental "Además de la licencia social Alange Energy Corp. debe obtener la licencia ambiental", reafirmó ayer Carlos Alberto Cuéllar Medina, director de la Corporación Autónoma Regional del Alto Magdalena -CAM-. "Es a la Agencia Nacional de Licencias Ambientales (Anla) a la que le corresponde otorgar esta licencia", dijo.

Al expedirla, con una mano la entrega a la empresa que ejecutará el proyecto y "con la otra entrega el plan de manejo ambiental (PMA), que corre por cuenta de la misma", dice el ministro.

 

Lo que hay

Ya en su ponencia en el foro académico sobre la problemática social y ambiental por estudios de sísmica y exploración en la cuenca del río Las Ceibas, Cuéllar Medinarecibió el aplauso de los asistentes al evento en el Centro de Convenciones de Neiva, al afirmar que los permisos ambientales requeridos para acceder a la zona, no han sido ni serán otorgados por la autoridad ambiental regional hasta tanto exista certeza científica de que la intervención de la compañía no generará ningún impacto ambiental. "Ya sabemos la respuesta al respecto", dijo.

 

Oposición y defensa

Ante el proceder de Alange Energy, el presidente de Asocomunales de Río Ceibas, expresó que la comunidad de las veredas no debe ser llamada a engaño para la socialización. "Ellos invitan a reunión en cada vereda. Exponen sus planes ambientales y luego piden que se firmen las actas con las que sustentan la socialización".

Frente a ello, reiteró su invitación para que de manera similar a como lo hizo la red de universidades en el foro académico, la defensa de la cuenca se siga haciendo desde lo técnico y lo jurídico.

"Si no hay poder humano que libere de problemas la cuenca del río Las Ceibas, seremos cada vez más los que con nuestra oposición la defendamos", dijo.

 

Sobre los permisos y licencias

Carlos Cuéllar, director de la CAM

"Los permisos que se requieren para entrar a la zona son permisos de uso de los recursos naturales. Normalmente las corporaciones y autoridades ambientales otorgamos unos permisos para la utilización de los recursos.

Si se va a utilizar un recurso hídrico se tiene que obtener un permiso de concesión de aguas, si se va a generar alguna clase de vertimientos se tiene que obtener un permiso de vertimientos.

Para este caso, por ejemplo, se requiere también un estudio para la determinación de fauna y flora existente en la zona, permisos de emisiones atmosféricas, licenciamientos viales y todos los demás para el uso de recursos naturales.

Adicionalmente la Guía Ambiental para la exploración de hidrocarburos y la realización de sísmica dice claramente que también se requiere surtir una etapa de socialización con las comunidades y obtener obviamente bajo un amparo constitucional un aval comunitario para poder llegar a explorar y explotar un área potencial. Si bien se da una concesión sobre el subsuelo, se requiere que haya una armonía con todo el entorno en la parte superficial que es donde habita toda la población".

Marta Eugenia López B.

Especial para Diario del Huila

Fotos/Jader Rivera Monje

Archivo Diario del Huila